mariposas de papel

Mariposas de papel para decorar

Muy buenos días, queridos lectores. ¡Hoy tengo un buen día! ¿Sabéis por qué? Porque este fin de semana pasado hice una pequeña contribución para decorar (un poquito más) la habitación de mi sobrina.

Os cuento la historia desde el principio.

No sé si sabéis que trabajo habitualmente con niños como educadora ambiental. Pues resulta, que gracias a las Escuelas de Verano y de intentar enseñar a los niños algo de papiroflexia, hace unos meses me hice experta en hacer mariposas de papel.

educacion ambiental
Aquí estoy en acción con mis niñ@s 🙂

Un día de este verano, le llevé a mi sobrinita una mariposa y un delfín de papel para jugar con ellos. La verdad es que no le hicieron mucha gracia: todavía es pequeña y a estas figuritas les falta luz o ruido para convertirse en interesantes. Pero en cuanto mi hermana vio las figuritas me dijo: «Oye Ali, ¿y podrías hacerme unas cuantas mariposas de papel para decorar la pared de la niña? Las cortinas tienen mariposas, así que dentro de la temática quedaría todo a juego, ¿no?».

Por supuesto, mi respuesta fue que sí. Y aunque he tardado un tiempo en hacerlo tangible: aquí tenéis el proceso y el resultado.

¿Cómo hacer mariposas de papel?

En primer lugar, ¿qué necesitamos? Vamos a hacer un listado de

Materiales necesarios

  • Conseguir papeles de colores
  • Unas tijeras
  • Algo de cinta adhesiva transparente
  • Y trocitos de un adhesivo para pegar las mariposas a la pared: cinta de doble cara, cinta adhesiva, blue tack, etc.
  • También es importante tener algo de paciencia y un poco de tiempo. Aunque esta actividad, una vez le coges el truco, es fácil de hacer incluso sin concentración (¿un secreto? yo iba haciendo las mariposas en los intermedios de la publicidad mientras veía la tele cenando, jejeje).

Unas breves nociones

Antes de empezar a doblar nuestro papel estableceremos un vocabulario a emplear. Cuando nuestra pieza de papel se pliegue de forma que dé lugar a un triángulo, diremos que hemos doblado por una diagonal. Cuando nuestro pliegue dé lugar a una forma rectangular diremos que hemos doblado por la mitad.

mitad y diagonal origami

DIY Mariposas de papel: Paso a paso

Antes de nada, necesitamos un papel cuadrado

En primer lugar, cogemos una hoja de papel. Para hacer la forma de la mariposa, los necesitamos cuadrados. Así que si los nuestros son rectangulares (tamaño A4, por ejemplo), haremos el siguiente truco.

mariposa papiroflexia
Doblamos el papel por una diagonal
convertir un A4 en cuadrado
Lo volvemos a doblar por la parte excedente con cuidado de que nos quede recto
Cortar papel A4
Y cortamos la parte excedente por donde nos haya marcado el pliegue
papel cuadrado
¡Tachán! Ya tenemos un cuadrado donde antes había un rectángulo. ¡Y además ya hemos hecho el primer pliegue para nuestra mariposa!

Una vez ya tenemos nuestro papel cuadrado, ¡Comencemos!

En el paso anterior ya hemos doblado por una diagonal. Si no lo hemos hecho todavía, doblaremos ahora por la diagonal.

diagonal papel
A continuación, desdoblamos. Y luego doblamos por la otra diagonal.

El papel nos quedará marcado por una especie de X.

doblar papel por la mitad
Desdoblamos de nuevo, y esta vez doblaremos por la mitad.
doblar papel
Y ahora, ¿adivináis qué? Muy bien: doblamos por la otra mitad.
papel pliegues
Al desdoblar de nuevo, el papel tendrá unos pliegues que dividirán el cuadrado en 8 sectores. ¡Ya queda menos!

Y ahora ¡atentos!

Este paso es el más importante y más difícil de este proceso.

pasos origami
Con la ayuda de los pliegues anteriores, introduciremos hacia dentro las zonas sombreadas.
pliegues origami
Los introduciremos de esta forma, siempre con la ayuda de los pliegues.
pirámide papel
El resultado será una especie de pirámide plegadita sobre sí misma.

¿Qué os parece? Fácil, rápido y además queda muy bien. ¡Divino para decoraciones infantiles!

base pirámide
En esta imagen os enseño cómo sería la base de esta pirámide o triángulo doble, para que la comparéis con la vuestra y os aseguréis que todo va bien en este paso.
triángulo doble
Este tendrá que ser nuestro triángulo doble resultante.

Y ahora ¡metemos la tijera!

Antes de meter la tijera, debemos preparar nuestra mariposa.

doblar el triángulo
Doblamos por la mitad nuestro triángulo doble (que ahora pasará a ser un triángulo cuádruple).
cortar alas
Y cortamos las puntas con forma redondeada (aunque la forma es un poco libre, en función de la forma de las alas que queramos que tenga nuestra mariposa).

Importantísimo en este punto es que el corte sea por donde tenemos cuatro puntas de papel, no por el vértice que solo tiene una punta.

Los últimos pasos

triángulo
Después del corte anterior, nos habrá quedado una forma similar a esta.
doblar las alas
Desplegamos nuestro triángulo cuádruple para volverlo a convertir en un triángulo doble. Quedarán dos puntas en la parte izquierda y dos en la derecha.
Doblamos la punta de la derecha hasta que el borde del papel quede sobre la línea central del pliegue del triángulo doble.
doblar las dos alas
Hacemos lo mismo con la punta de la parte izquierda:
Doblamos una punta de la izquierda hasta que el borde del papel quede sobre la línea central del pliegue del triángulo doble.
pico mariposa
Y a continuación, otro paso delicado:
Debemos doblar hacia arriba la punta de la mariposa que antes quedaba en la parte inferior.
La doblaremos por la parte trasera de la mariposa y dejaremos que sobrepase de forma generosa el borde del papel, ¿porqué? Porque esto es lo que hará que nuestra mariposa aguante mucho tiempo montada.
No os preocupéis si veis que vuestra mariposa se curva un poco, es lo que pretendemos para que la mariposa adquiera tres dimensiones.
pico mariposa
Ahora doblamos el pico sobresaliente de la mariposa hacia adentro. Esto será lo que mantendrá a nuestra mariposa montada, por lo que cuanto más grande sea el pico más estable será la mariposa.
doblar mariposa
Por último, doblamos nuestra mariposa por la mitad, para darle una forma más tridimensional y que sea más difícil de desmontar (este paso le da más fuerza al pico del paso anterior).

¡Tacháaaaaaan!

resultado mariposa
Y este es el resultado de la mariposa de papel, ¿os gusta?
maripositas
Con el papel sobrante del A4 he podido hacer dos mini maripositas más
mariposas de papel
Aquí tenéis una idea de cómo quedan muchas mariposas con tamaños y colores diferentes. A mí me encanta cómo quedan así.
mariposas de papel
Aquí tenéis una idea de cómo quedan muchas mariposas con tamaños y colores diferentes. A mí me encanta cómo quedan así. Las hice con estas tonalidades pensando en los colores de la decoración de mi sobrinita, pero podéis hacerlas de los colores que más os gusten.

El resultado de decoración

Y para que veáis cómo quedan estas mariposas como decoración os pongo el antes y el después en la pared de la habitación de mi sobrina.

antes y después
Pared antes y después de las mariposas.

Las coloqué todas juntas volando hacia la luz como si fuese una bandada de mariposas en la que vuelan todas en la misma dirección.

Como podéis ver, los colores de las mariposas intentan seguir la línea de la decoración que ya existía en la habitación.

Para pegarlas utilicé cinta adhesiva de doble cara y reforcé con adhesivo “el pico de la mariposa”. ¡Ah! Y mi sobrinita me ayudó pegando una de estas mariposas, ¿adivináis cuál?

¡Hasta la próxima!

¿Os ha gustado la idea? Si queréis una bandada de mariposas en vuestra habitación, esta es una  opción de decoración bien barata, ya que prácticamente la inversión económica de la papiroflexia es solamente comprar el papel de colores 🙂

Contadme vuestros resultados e ideas si al final os animáis a hacerlo.

Por cierto, ¿os habéis dado cuenta de los buhítos que decoran la parte central de la pared? Los empecé a hacer ya desde antes de nacer mi sobrinita. ¿Queréis que haga un post sobre ello y os lo cuente? 🙂 Dejadme abajo vuestros comentarios.

Nos leemos pronto. Un abrazo.

Deja un comentario